Opinión pública

Morena, alejarse de las traiciones

Por Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Virtualmente dentro de un año -2 de junio del 2024- serán las elecciones de alcaldes y diputados locales. La primera prueba de fuego para el Gobernador Américo Villarreal.

De que su partido (Morena) ganará, ninguna encuestadora lo pone en duda. Empiezan a moverse los madrugadores, en lo cual estará el problema ¿por quién decidir? El guinda no es un partido que presione, induzca y apriete, de “cargada de los búfalos”.

Américo, como jefe político, aun con toda la democracia interna, será el encargado de dar el último “palomeo”. No puede correr riesgos de deslealtades y menos en el Congreso del Estado donde las experiencias no le han sido gratas.

Tiene que mantenerse lejos de posibles traiciones. Ejemplo es el “chapulineo” que hicieron damitas como Leticia Sánchez Guillermo y Lidia Martínez López, de Matamoros y El Mante respectivamente, que le dieron la espalda al partido que las llevó al poder. Se fueron con el enemigo.

Está claro que la política se hace en equipo, con amigos, no con enemigos. Necesita el control del Poder Legislativo para aterrizar, sin zancadillas, lo que es su proyecto de gobierno. Las alcaldías como quiera, los opositores son ladridos en la oscuridad.

Así se entiende el juego de la política, como decía aquel Gobernador que le preguntó al Presidente sobre la nominación de candidatos: “En lo local no pregunte; en lo federal no se meta”, le habría contestado.  Le daba manga ancha para la postulación.

Aunque abran convocatoria a 300 o 400 precandidatos, el cedazo dirá quienes tienen popularidad como para ganar. El partido puede equivocarse.

No son los tiempos pero hay acelerados a los que se les queman las habas. Andan en precampaña. Parecen  ignorar que no necesitan muchos votos. Está claro que nadie tiene asegurada la reelección. Ni por compromisos de campaña.

Ahora bien, de los hoy ocupantes de los escaños ¿quién es de las confianzas de Américo y su grupo?. Nadie de la 65 legislatura llegó por su recomendación; a lo mejor ni lo conocían. Se antoja que habrá una purga avalada por encuestas.

Y las preguntas ¿la están haciendo bien los alcaldes? ¿acaso los diputados? ¿quiénes se han fajado por la 4TT como para merecer reelección?. Es lo que deben reflexionar.

Falta tiempo. No se sabe si Morena invitará como socios al Partido del Trabajo y al Verde Ecologista, que acaban de dar una puñalada por la espalda en el caso de la gubernatura de Coahuila. Se fueron solos en detrimento de la clientela morenista.

Como en el resto del país, en Tamaulipas está en riesgo la coalición tripartidista, lo que marcaría el fin de los “chiquillos” vividores ¿se van con los Cabeza?

Si bien les vas a los madrugadores, la convocatoria saldrá ahí por diciembre. A más tardar el 10 de ese mes los partidos deben registrar sus plataformas de trabajo, y antes del 17 decidir por el método de selección de candidatos. Morena va por encuestas.

A reserva de acuerdos del INE-IETAM por el “empate” entre elección local con la federal, las precampañas se realizarán del 20 de enero al 28 de febrero (si es que las hay). La solicitud de registro ante los órganos electorales del 27 al 31 de marzo.

Las campañas para presidentes y diputados duran 45 días con toda la parafernalia que implica (sujeto a ir acordes con senadores y diputados federales).

Volviendo con la actual bancada de diputados morenos, todos tienen derecho a la reelección. La que no tenía, Leticia Sánchez, se fue por segunda ocasión con el PAN ¿les alcanzará para ser ratificados?.

Solo por meros comentarios ¿merece la reelección Consuelo Lara  Monroy? de Altamira; ¿el petrolero Jesús Suárez Mata? ¿el victorense Juan Román Vital? ¿qué han hecho por los ciudadanos de sus distritos?. Llegaron por el efecto López Obrador y Morena ¿ya brillan con luz propia?.  Se debieron ocupar desde octubre del del 2021.

Hacia el interior empezaron los golpes bajo la mesa. Hugo Reséndez Silva, secretario del ayuntamiento victorense, quiere el distrito 14, Victoria Norte, que ahora ocupa el pariente José Braña Mojica, que a su vez quiere la silla del 17 Hidalgo que detenta Eduardo Gattás.

Javier Villarreal Terán (El Mante) y Armando Zertuche Zuani son plurinominales ¿han hecho la tarea para merecer el palomeo del jefe? ¿Van en el tren nacional correcto?

De los alcaldes, dos son los más populares según las encuestas. Carmen Lilia, de Nuevo Laredo, y Armando Martínez, de Altamira, no tendrían problemas para refrendar en las urnas. De los otros el partido tendrá que decidir si siguen o sirven desde la trinchera del Congreso.

¿Gente del gabinete a las alcaldías? Por ahora no se vislumbra. Desde su lado podrían servirle mejor al ejecutivo. Más bien son técnicos, aunque dos fueron diputados federales.

Así que, el guinda y el equipo compacto de Palacio, tendrán que revisar con lupa a los aspirantes. No caben más traiciones “arregladas”.

Además  de lo local, Américo y su equipo deberán opinar sobre las diputaciones federales y senadurías. Aun con la ventaja que les dan las encuestas, necesitan a ganadores. Perder no es una opción.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Check Also
Close
Back to top button