Opinión pública

Las “medallas” de Don Cachorro

Por Felipe Martínez Chávez

Cd. Victoria, Tamaulipas.- El diputado “Cachorro” Cantú Galván, presidente estatal del PAN, pidió licencia al Congreso del Estado para dedicarse de “tiempo completo” a trabajar a favor del partido ¿lo necesitan?.

Al bravo “peso mosca” de las pandillas celestes no se le conocen títulos en ingeniería electoral, mapache u operador de fraudes, algo que se rifa en estos tiempos.

Su fama de “mecha corta” con mentalidad de porro no le ayuda a dialogar y concertar en temas políticos. Es dado a liarse a golpes en cualquier esquina.

Por si fuera poco ¿para qué lo quieren en el partido a diez días de las elecciones? Las campañas terminan el próximo miércoles ¿para repartir billetes?. No hacía falta que se licenciara. El Congreso le hace perder un día a la semana ¿lo mandarán a meter cachirules a la frontera? Lo más probable.

Porta sobre su pecho deshonrosas medallas: Las derrotas en los principales ayuntamientos de Tamaulipas en el 2021 ¿acaso el responsable fue Ismael?.

Cumple funciones de mandadero. No es el que toma las decisiones, no dirige masas ni tiene discurso que agite multitudes ¿para qué lo quieren?. Es el cuidandero, velador del edificio del 22 Berriozábal, acostumbrado a recibir instrucciones y no aportar iniciativas.

Llegó al partido en octubre del 2019 en sustitución de “Kiko” Salazar. Ha sido dos veces diputado por vía plurinominal, es decir, sin aparecer en las boletas.

Para los auténticos panistas representa un pesado lastre en la estructura azul, del que nada tienen que presumir. Aunado a las derrotas del 21´, para el cinco de junio las encuestas no le favorecen.

Exhibe más tachas que aciertos. Carece de estatura para dialogar, por ejemplo, con los alcaldes que recientemente abandonaron las filas celestes para incorporarse con Américo Villarreal: Teresa López, de San Carlos, Juan José Castillo, Hidalgo; María Diana Martínez, Villagrán; Margarita Carranza, Mainero, y Diana Castellanos, San Nicolás.

No supo retener Héctor Pérez Ibarra, histórico operador panista de Reynosa, y decenas de militantes de esa región.

“El partido nos dejó a nosotros”, dijo Ernesto Ferrara Theriot, de las vacas sagradas neolaredenses al abandonar el PAN tras 28 años de militancia ¿en dónde andaba El Cachorro? Pero bueno, es problema de ellos.

 A como se ve el camino, el muchacho no regresará al Congreso. La siguiente semana será llamado el suplente. Ganen o pierdan la gubernatura dejará la presidencia panista ahí por octubre.

Ahora una buena noticia. El tercer Campus Universitario (ciudad) de la UAT estará ubicado en Reynosa, en una extensión de 46 hectáreas donadas por el Estado.

Es un proyecto que viene del 2016 cuando el secretario de Educación, Diódoro Guerra Rodríguez y otros, firmaron convenio con el entonces Rector Enrique Etienne Pérez del Río.

Lo retoma y hace suyo el Rector Guillermo Mendoza Cavazos, al solicitar con fecha 19 de abril  del presente una superficie de más de 40 hectáreas para los fines señalados.

El Gobierno del Estado le donará parte de 60 hectáreas de que es dueño en aquella frontera, que fueron compradas en los tiempos del Gobernador Manuel A. Ravizé a los particulares Héctor Soberón Pérez y su esposa María Guadalupe Moreno, con fecha 15 de junio de 1970, ubicadas por la carretera a San Fernando, ejidos La Retama y  Anacuas.

Un paso trascendente para la casa de cultura que cuenta hoy con dos Ciudades o Centros Universitarios, Victoria y Tampico-Madero, además de campus en municipios como Nuevo Nuevo Laredo, Reynosa, Valle Hermoso y El Mante, entre otros.

Y se sigue enrareciendo el ambiente político en Tamaulipas. Los partidarios de Morena quieren que ya termine la campaña, muy larga y accidentada en que les ha tocado ser víctimas.

Quedó confirmado que la Fiscalía del Estado tiene orden de aprehensión contra el joven alcalde de Reynosa, Carlos “Makito” Peña, ahora con licencia, y cocinan la suya para  el capitalino Eduardo Gattás, -hoy afectado por Covid- junto con otros personajes del establo moreno.

En esa misma frontera, la matriarca de los últimos seis años, Maki Ortiz y varios de sus amigos y ex colaboradores solicitaron la protección de la justicia federal para no ser capturados.

En el Congreso avanzó un paso más el desafuero de la sobrina de aquel que les platiqué, Ursula Salazar Mojica, por presunto delito de cohecho cometido en 2018 ¿terminará esto con las elecciones? Nadie puede asegurarlo. Los diputados culminan su ejercicio en septiembre del 2024; el Fiscal Anticorrupción ahí por 2027, lo mismo que el Auditor Superior. Pareciera que va para largo.

Gane quien gane en las urnas, sigue la lucha poselectoral hasta el último de septiembre. Después la preparación de la elección federal del 2024 que incluye presidente, senadores y diputados donde se avizora un divisionismo total de los mexicanos.

En cuanto a candidatos, Américo Villarreal Anaya, el favorito según las encuestas, andaba en El Mante en cierre de campaña. En Reynosa César Verástegui.

Como buen victorense, el último evento de Villarreal será el miércoles uno en esta capital; un día antes en Matamoros y el lunes 30 tocará Reynosa.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button