Pastelera exhibe a Tesla: empresa cancela pedido y la dueña pierde 16 mil dólares

La propietaria de una pastelería sufrió un duro golpe luego de que la empresa de tecnología Tesla hiciera un pedido por el valor de 16 mil dólares (alrededor de 272 mil pesos mexicanos) que fue cancelado de forma inesperada y ya que los pasteles estaban hechos.

Lo que comenzó como un rentable acuerdo terminó costándole a la propietaria de la pequeña empresa miles de dólares.

Pasteles para Tesla

El día de San Valentín, la propietaria de The Giving Pies en el vecindario Willow Glen de San José recibió una llamada bastante dulce de un representante de Tesla: un trabajo de catering para miles de mini-tartas para un evento del Mes de la Historia Afroamericana.

La propietaria Voahangy Rasetarinera, que inició el negocio en su casa en 2017, dice que ambas partes acordaron un precio para el pedido e intercambiaron una factura por 4 mil pasteles para entregar en una semana. Debido al enorme número de pasteles a preparar, Rasetarinera pidió al personal que trabajara horas extra, compró ingredientes y suministros de embalaje y rechazó al menos otros tres trabajos de catering.

Pero dos días después de aceptar el trabajo de Tesla, la dueña del negocio recibió un simple mensaje de texto cancelando el pedido, momento en que ella y su equipo tenían el trabajo bastante adelantado.

“Sentí que no importábamos”, dijo Rasetarinera. “Me sentí como, ‘Está bien, no es gran cosa, es sólo una transacción comercial que no funcionó’. Pero no es así. Tuve que decirle a mi personal que cambiara sus planes”.

Rasetarinera dice que ha realizado grandes trabajos similares en el pasado sin problemas, desde bodas y empresas como Google, Apple y Adobe.

Tiene una política de cancelación, pero como Tesla aún no le había pagado, no había forma de recuperar los gastos.

Medios locales preguntaron a Tesla por qué canceló el acuerdo de catering y si la compañía compensará a la panadería de alguna manera por su tiempo y gastos.

Un portavoz de Tesla no respondió a las preguntas específicas, pero dijo habían estado en contacto con Rasetarinera.

Pero dos días después de aceptar el trabajo de Tesla, la dueña del negocio recibió un simple mensaje de texto cancelando el pedido, momento en que ella y su equipo tenían el trabajo bastante adelantado.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to top button