Preocupante que AMLO esté del lado de los dictadores

Dice senador de EU

CIUDAD DE MÉXICO (EL UNIVERSAL).- La decisión del presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, de no asistir a la novena Cumbre de las Américas en vista de que Estados Unidos optó por no invitar a Cuba, Venezuela y Nicaragua, fue cuestionada por el senador demócrata Bob Menéndez, quien lamentó que el mandatario se ponga del lado de “dictadores”.

En un comunicado, Menéndez, presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, dijo que “la cumbre es una oportunidad para que las democracias -no los matones autoritarios- de todo el hemisferio forjen una agenda que haga avanzar nuestra prosperidad compartida y nuestros valores democráticos”.

El legislador dijo que desde que asumió la presidencia, Joe Biden dejó en claro “que se centraría en restaurar la credibilidad y el liderazgo de Estados Unidos en la campaña mundial para fortalecer los gobiernos democráticos y contrarrestar las fuerzas autoritarias” y que, en ese sentido, es bueno ver que el mandatario cumpla su promesa, “preservando el estándar de que la Cumbre de las Américas sigue siendo una reunión para las democracias”.

La mañana de este lunes, López Obrador dijo que no irá a la Cumbre “porque no se invita a todos los países de América y yo creo en la necesidad de cambiar la política que se ha venido imponiendo desde hace siglos, la exclusión”.

Señaló que Biden es un buen hombre, pero criticó la presión de republicanos y anticastristas.

Menéndez ha sido uno de los legisladores que se ha manifestado en contra de la asistencia de las naciones señaladas.

“Después de años de absoluta negligencia y franca hostilidad para la asociación México-Estados Unidos por parte de Donald Trump, la ausencia del Presidente López Obrador en la Cumbre lamentablemente hará retroceder los esfuerzos para continuar reparando la relación y cooperar en temas pertinentes para el bienestar de nuestras dos naciones”, indicó el funcionario demócrata en su comunicado.

“Me uno a los que están cada vez más preocupados por la decisión del presidente López Obrador de estar con dictadores y déspotas en lugar de representar los intereses del pueblo mexicano en una cumbre con sus socios de todo el hemisferio”, concluyó.

Hace unos días, Menéndez adelantó que “la Cumbre de las Américas es una oportunidad clara para avanzar la seguridad, prosperidad y gobernanza democrática en las Américas, no para darle un megáfono a los tiranos y a los violadores de derechos humanos. Los asesinos no deberían ir a la fiesta”.

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Check Also
Close
Back to top button